El Compromiso de Oración para Niños - Como Hablar con Dios Todos los Días

Devotional

Mateo 22:37-38, Génesis 12:1-5, Juan 14:15

¡Todo sobre el AMOR! 

¿Puedes decirlo?

Ora: Ayúdame a amarte y a obedecerte.

Verso para memorizar: Repite Mateo 22:37-38 tres veces. 

¿Puedes verlo?

Nuestra historia de hoy la encontramos en Génesis 12:1-5. Es la historia de Abraham y Sara. Abraham vivió hace muchos, muchos, muchísimos años. Cuando él era bastante viejo, Dios le pidió que deje su país y sus familiares para ir lejos, a un nuevo hogar que él le mostraría.  

Dios prometió bendecir a Abraham y hacer de sus descendientes una gran nación. Él dijo, ¡por medio de ti serán bendecidas todas las familias de la tierra! Entonces, Abraham obedeció a Dios. Salió con su esposa, Sara y su sobrino, Lot, y sus pertenencias. Se mudaron desde la ciudad de Herón a su nuevo hogar, llamado la Tierra Prometida. 

¿Por qué Abraham hizo lo que Dios le pidió? La respuesta es simple. Él estaba aprendiendo a amar y a obedecer a Dios   

En el Nuevo Testamento, Jesús compartió con sus discípulos el Mayor Mandamiento. Es el versículo para memorizar. Jesús quiere que amemos a Dios con todo nuestro corazón, alma, mente y fuerzas. Él también quiere que amemos a nuestro prójimo como a nosotros mismos. Jesús dijo que si cumplimos esos dos mandamientos no tendremos que preocuparnos de los otros. 

¿Puedes hacerlo?

Mostrar tu amor por Dios obedeciéndole en todo lo que te pida. 

Obedecer a tus padres porque honra a Dios.   

Comprometerte a vivir cada día el Mayor Mandamiento.  

Ora: Querido Padre celestial, gracias por amarme y hacerme uno de tus hijos. Ayúdame a amarte y obedecerte.