Los Principios De La Primera Mención

Devocionales

LA BREA PERFECTA


David Blease 


"Hazte un arca de madera de ciprés; harás el arca con compartimientos, y la calafatearás por dentro y por fuera con brea". Génesis 6:14


Cuando lees este verso, probablemente hay muy poco que te llame la atención. Leí este versículo muchas veces hasta que supe que es la primera vez que la Biblia menciona la expiación. Tal vez te estés diciendo a ti mismo: "Espera, ese verso no dice expiación". Y tienes razón. Dice las palabras "cubrir" y "brea".


Estas son dos palabras muy interesantes que son casi idénticas en hebreo. "Cubrir" es kaphar, y "brea" es kophar. Dios le está diciendo a Noé que haga kaphar el arca por dentro y por fuera con kophar. Sería como si yo le dijera a alguien que clavara algo con un clavo. “Clavar” es el verbo y “clavo”, el objeto que se utiliza.


La palabra kaphar se menciona 102 veces en el Antiguo Testamento, y solo se traduce una vez al español como "cubrir", aquí mismo en Génesis 6:14. ¡Pero en otros pasajes se traduce como "expiar" o "expiación", unas 73 veces! Si tradujéramos kaphar como "expiar" aquí también, Dios le está diciendo a Noé que para salvarse del diluvio, debe expiar la barca por dentro y por fuera. Básicamente, la salvación puede venir solo a través de la expiación. Entonces, ¿cómo obtenemos la expiación?


Kophar se menciona 17 veces en el Antiguo Testamento y solo se ha traducido como "brea" una vez, aquí mismo, en este verso. Las otras 16 veces se traduce como "redención". ¿Y si tradujéramos estas dos palabras de la forma en que fueron traducidas la mayoría de las veces en el Antiguo Testamento? En Génesis 6:14 diría: "Hazte un arca de madera de ciprés, harás el arca con compartimentos, y la expiarás por dentro y por fuera con la redención". Dios está diciendo algo importante aquí a través de estas dos palabras.


Como todos somos pecadores, todos seremos juzgados. Romanos 5:12 dice que todos hemos pecado, y Romanos 6:23 dice: "La paga del pecado es muerte" Necesitamos la expiación, nuestros pecados deben ser perdonados. Y nuestra única esperanza es que alguien haga la expiación por nosotros, por dentro y por fuera, mediante la redención. La buena noticia es que la Biblia nos dice que Jesús es la expiación por nuestros pecados (1 Juan 2:2, RVA-2015), y no solo por los nuestros, sino también por los de todo el mundo. Y 1 Timoteo 2:6 (JBS) dice que Cristo Jesús se dio a sí mismo en redención por todos.


El principio de la primera mención nos ayuda a darnos cuenta de que incluso en Génesis, Dios está trazando los designios de la salvación. Nos está haciendo saber desde el principio que así es como funcionan las cosas. Los errores deben ser corregidos mediante la redención. Así que ahora, cuando leemos la historia del arca de Noé, esta adquiere completamente otro significado. A menudo pensamos que el arca representa a Jesús porque nos mantiene alejados de las aguas del juicio, pero ¿qué pasa si nosotros somos el arca y la sangre de Jesús es la brea que nos cubre completamente? ¿Has permitido que la sangre de Cristo te cubra?


Oración


Gracias, Padre, porque por tu gracia enviaste a tu Hijo como redención para salvarnos y expiar nuestros pecados. ¡Gracias porque podemos andar en victoria y entrar audazmente en tu presencia sabiendo que estamos cubiertos por la sangre de Jesús! ¡Te amamos y te alabamos! En el nombre de Jesús, amén.


Los Versículos a Memorizar 


Ciertamente, la palabra de Dios es viva y poderosa, y más cortante que cualquier espada de dos filos. Penetra hasta lo más profundo del alma y del espíritu, hasta la médula de los huesos, y juzga los pensamientos y las intenciones del corazón. Hebreos 4:12 (NIV)