Tumbas a jardines: Restaurando esperanza en lugares muertos

Devocionales

AUTORIDAD


Sólo


Tu voz 


Tiene 


Toda la autoridad 


Sólo 


Mi Dios 


Tiene


Toda la autoridad


«Dios está en control». Es algo que los pastores siempre te dirán y estudios devocionales como este les encanta repetir. Y (mientras suena bien) puede ser difícil vivir como si fuese cierto cuando hay tanto por preocuparse. 


¿Estoy criando bien a mis hijos? ¿Me debería de mudar o cambiar de trabajo? ¿Tomé la decisión correcta?


Todas estas preguntas tienen el potencial de ansiedad ilícita y una gran cantidad de emociones negativas en nuestras vidas. Entonces, ¿cómo procesamos estos pensamientos sin dejar que nos paralicen?


La clave es reconocer la presencia y autoridad de Dios en cada una de estas situaciones; esto es lo que Jesús les enseñó a los discípulos cuando una tormenta se desató y llegó a su barco.


Probablemente ya conoces la historia: Jesús y los discípulos iban rumbo a otra costa cuando llegó una tormenta. Ráfagas de viento soplaron, las olas se estrellaron, y a través de todo, Jesús dormía. 


Cuando los discípulos por fin lo despertaron, «Él se levantó, reprendió al viento y ordenó al mar: “¡Silencio! ¡Cálmate!” El viento se calmó y todo quedó completamente tranquilo» (Marcos 4:39).


El miedo llegó –– no porque la tormenta estaba allí –– pero porque ellos no confiaron en Su autoridad sobre ella.


Solamente mira lo que Él dice a continuación: 


«“¿Por qué tienen tanto miedo?”– dijo a sus discípulos –. “¿Todavía no tienen fe?”»


Cualquier tormenta a la que le tengas miedo ahora mismo, cualquier cosa que te esté haciendo preocuparte o ansioso, Jesús te hace otra pregunta: «estoy aquí contigo… entonces, ¿por qué tienes tanto miedo?».


Él está en el barco contigo. Él calmará los vientos y las olas. Cualquier cosa que te preocupe, Él ya se ha encargado de eso.


Piensa en un área de tu vida en la que te has estado preocupando. ¿Cómo se lo puedes entregar a Dios hoy?