Search results for: Salmo 143

  • Salmo 143:1 (NVI)

    Escucha, Señor, mi oración; atiende a mi súplica. Por tu fidelidad y tu justicia, respóndeme.

  • Salmo 143:2 (NVI)

    No lleves a juicio a tu siervo, pues ante ti nadie puede alegar inocencia.

  • Salmo 143:3 (NVI)

    El enemigo atenta contra mi vida: me aplasta contra el suelo. Me obliga a vivir en las tinieblas, como los que murieron hace tiempo.

  • Salmo 143:4 (NVI)

    Ya no me queda aliento; dentro de mí siento paralizado el corazón.

  • Salmo 143:5 (NVI)

    Traigo a la memoria los tiempos de antaño: medito en todas tus proezas, considero las obras de tus manos.

  • Salmo 143:6 (NVI)

    Hacia ti extiendo las manos; me haces falta, como el agua a la tierra seca. Selah

  • Salmo 143:7 (NVI)

    Respóndeme pronto, Señor, que el aliento se me escapa. No escondas de mí tu rostro o seré como los que bajan a la fosa.

  • Salmo 143:8 (NVI)

    Por la mañana hazme saber de tu gran amor, porque en ti he puesto mi confianza. Señálame el camino que debo seguir, porque a ti elevo mi alma.

  • Salmo 143:9 (NVI)

    Señor, líbrame de mis enemigos, porque en ti busco refugio.

  • Salmo 143:10 (NVI)

    Enséñame a hacer tu voluntad, porque tú eres mi Dios. Que tu buen Espíritu me guíe por un terreno firme.

  • Salmo 143:11 (NVI)

    Por tu nombre, Señor, dame vida; por tu justicia, sácame de este aprieto.

  • Salmo 143:12 (NVI)

    Por tu gran amor, destruye a mis enemigos; acaba con todos mis adversarios. ¡Yo soy tu siervo!

  • Salmo 119:143 (NVI)

    Angustia y aflicción han caído sobre mí, pero tus mandamientos son mi regocijo.

  • Salmo 139:24 (NVI)

    Fíjate si voy por un camino que te ofende y guíame por el camino eterno.

  • Salmo 139:23 (NVI)

    Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; pruébame y conoce mis ansiedades.

  • Salmo 55:22 (NVI)

    Entrégale tus afanes al Señor y él te sostendrá; no permitirá que el justo caiga y quede abatido para siempre.

  • Salmo 139:14 (NVI)

    ¡Te alabo porque soy una creación admirable! ¡Tus obras son maravillosas y esto lo sé muy bien!

  • Salmo 27:14 (NVI)

    Pon tu esperanza en el Señor; cobra ánimo y ármate de valor, ¡pon tu esperanza en el Señor!

  • Salmo 1:2 (NVI)

    sino que en la Ley del Señor se deleita y día y noche medita en ella.

  • Salmo 51:12 (NVI)

    Devuélveme la alegría de tu salvación; que un espíritu de obediencia me sostenga.

  • Salmo 1:1 (NVI)

    Dichoso es quien no sigue el consejo de los malvados, ni se detiene en la senda de los pecadores, ni se sienta en la reunión de los burladores,

  • Salmo 37:4 (NVI)

    Deléitate en el Señor y él te concederá los deseos de tu corazón. Guímel

  • Salmo 46:10 (NVI)

    «Quédense quietos, reconozcan que yo soy Dios. ¡Seré exaltado entre las naciones! ¡Seré enaltecido en la tierra!».

  • Salmo 91:2 (NVI)

    Yo digo al Señor: «Tú eres mi refugio, mi fortaleza, el Dios en quien confío».

  • Salmo 91:1 (NVI)

    El que habita al abrigo del Altísimo descansará a la sombra del Todopoderoso.