Cómo Vencer La Crisis

Devocionales

Sin miedo a la nada


Hay circunstancias en la vida donde, aparentemente, nos dejan sin nada. A veces, voluntariamente abandonamos todo y en otras ocasiones alguien nos quita lo que teníamos. Sin importar cuál sea la razón, el dolor de perder algo es indescriptible. Sin embargo, no es lo duro de la circunstancia lo que determina nuestro futuro, sino cuán grande puede llegar a ser nuestro sueño. No es lo incómodo del presente, sino lo poderoso de nuestro futuro. No es lo doloroso de la pérdida, sino quién está con nosotros. No es lo que nos falta, sino lo grandes que son las promesas de Dios. La nada es un lugar para descubrir algo nuevo y emprender el mejor viaje de nuestra vida: el de la fe. Todo pasará menos Su palabra y Sus promesas.