Mentes Reprobadas

Dia 1 de 3 • Ver la lectura de hoy

Devocionales

Los que desechan a Dios


En Romanos 1:28-32, el apóstol Pablo nos presenta una lista de características de los hombres de esa época. En una ocasión leí que alguien había dicho que el pasaje es un inventario de las señales de una «civilización decadente». Desafortunadamente es también la condición del mundo en que estamos viviendo. Cuando los hombres no aprobaron (desecharon) tener en cuenta a Dios, Él los entregó a una mente reprobada (adokinos). En este contexto la palabra se refiere a lo que no es aprobado, o sea que no pasaron la prueba.


Las mentes de los que desecharon a Dios llegaron a ser incapaces de distinguir el bien y el mal. Por lo tanto, la misma los llevó a pensar mal y a vivir mal, haciendo cosas abominables. El carácter de los hombres en los postreros días es descrito por Pablo en 2 Timoteo 3:1­5. Allí él nos dice que los tiempos venideros habrían de ser tiempos peligrosos, en los cuales habrían hombres «... amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, que tendrán apariencia de piedad (religiosos), pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita».