La plenitud de Cristo

Devocionales

Un código del reino: conexión

Sin conexión no hay comunión. Sin comunión no hay capacitación. Sin capacitación no hay crecimiento. Sin crecimiento no hay productividad. Sin productividad no hay propósito. Si no hay propósito, no hay razón de vivir. Los grupos de conexión propician la comunión, el espacio de nutrirnos en la plenitud de Cristo unos con otros, nos proporciona la edificación en Cristo. Somos formados y desarrollados para tener crecimiento en la vida de él, no en un programa o modelo, sino en él. 

Cuando hay crecimiento, entonces habrá productividad en todos los aspectos de la vida, porque es una de las razones por la cual nos hizo. Si no tienes claro el propósito en tu vida, entonces no tienes la razón de vivir. Un propósito te trajo a la vida y tú vives para ese propósito. 

Debe haber conexión con los hermanos de la congregación, porque si no hay conexión, eres un extraño. Cuando nos conectamos, entonces somos capacitados y tenemos productividad dentro del cuerpo de Cristo. Es necesario que participemos en la congregación local, de tal manera que nos permita crecer e interactuar con otros hijos de Dios, para salir y vivir estos códigos en los demás ámbitos de la vida. 

Una de las razones por las cuales Dios da a conocer sus planes y propósito, es la plenitud de Cristo. Dios se propone que Cristo sea el todo, en todos y en todo, por eso da a conocer todo lo que crea. Por medio de las epístolas, el apóstol Pablo quiere que los creyentes encuentren el todo en Cristo. Para Pablo, Cristo no es una opción, Cristo es el todo. Para Pablo, Cristo no es una prioridad en su vida, Cristo es su vida. Si Cristo es tu vida, Cristo será tu vivir. 

Por eso dijo, para mí el vivir es Cristo. Cristo no es un tema en las canciones, Cristo no es un recuerdo el domingo en la congregación. Pablo dice que Cristo es la vida, que Cristo es su vivir. Él no lo tiene como una posibilidad ni como una prioridad, lo tiene como el todo. Por eso, Cristo no es la prioridad en tu vida, Cristo es tu vida y tu vivir. Para Pablo, Cristo no es una cuestión de teología ni de textos bíblicos, tampoco es un asunto místico, es el vivir, y encuentra esa realidad de vida cuando Dios te lo revele. 

Para reflexionar

¿Es Cristo tu vivir? ¿Vives a Cristo en cada área de tu vida?

Cada uno de nuestros lectores tiene una historia única de cómo interactúan con la Biblia. Te invitamos a dar clic en el enlace de abajo, para que podamos aprender más sobre ti y lectores como tú. Tu participación ayudará a que El Centro Network continúe proveyendo recursos bíblicos de alta calidad para las personas en cualquier lugar, e informará sobre el desarrollo de nuevos recursos bíblicos. 

Comenzar la encuesta