Adviento: El Rey Nació

Devocional

La venida del Rey

La venida del hijo de Dios; el Mesías, fue anunciada por los profetas. En realidad, toda la escritura hablaba de la llegada de un rey, un gobernante, un soberano que establecería un reino eterno, un reino de paz que no tendrá fin. Pero no es un rey solo para la nación de Israel, es un rey para todas las naciones. El rey prometido será justo, gobernará con imparcialidad y por la eternidad, no es un rey que vino a imponerse por la fuerza, por medio de conquista o de guerra. Jesús no quiere establecer su reino en el corazón de los hombres por la fuerza. Vino como un pequeño niño, con humildad y sencillez. Sin embargo, Él es Dios Poderoso, un Padre Eterno, un Maravilloso Consejero y un Príncipe de Paz. No vino con un montón de reglas, normas o ritos religiosos, no vino a establecer una religión, vino porque quería tener contigo una relación. 

¡Vino como un bebé! No hay protocolos para eso, ni recepciones, discursos o presentaciones especiales. Solo abrazos, una relación de amor y una sencilla alegría. Con Jesús las formalidades quedan de lado, hablamos de una relación personal, estrecha, intima. ¿Cómo es tu relación con Jesús?