Search results for: ������Juan��� ���1

  • 1 Juan 1:9 (NVI)

    Si confesamos nuestros pecados, Dios, que es fiel y justo, nos los perdonará y nos limpiará de toda maldad.

  • 1 Juan 1:1 (NVI)

    Lo que ha sido desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros propios ojos, lo que hemos contemplado, lo que hemos tocado con las manos, esto les anunciamos respecto al Verbo que da vida.

  • 1 Juan 1:2 (NVI)

    Esta vida se manifestó. Nosotros la hemos visto, damos testimonio de ella y les anunciamos a ustedes la vida eterna que estaba con el Padre y que se nos ha manifestado.

  • 1 Juan 1:3 (NVI)

    Les anunciamos lo que hemos visto y oído, para que también ustedes tengan comunión con nosotros. Y nuestra comunión es con el Padre y con su Hijo Jesucristo.

  • 1 Juan 1:4 (NVI)

    Les escribimos estas cosas para que nuestra alegría sea completa.

  • 1 Juan 1:5 (NVI)

    Este es el mensaje que hemos oído de él y que anunciamos: Dios es luz y en él no hay ninguna oscuridad.

  • 1 Juan 1:6 (NVI)

    Si afirmamos que tenemos comunión con él, pero vivimos en la oscuridad, mentimos y no ponemos en práctica la verdad.

  • 1 Juan 1:7 (NVI)

    Pero si vivimos en la luz, así como él está en la luz, tenemos comunión unos con otros y la sangre de su Hijo Jesucristo nos limpia de todo pecado.

  • 1 Juan 1:8 (NVI)

    Si afirmamos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos y la verdad no está en nosotros.

  • 1 Juan 1:10 (NVI)

    Si afirmamos que no hemos pecado, lo hacemos pasar por mentiroso y su palabra no está en nosotros.

  • Juan 1:1 (NVI)

    En el principio ya existía el Verbo, y el Verbo estaba con Dios, y el Verbo era Dios.

  • Juan 1:2 (NVI)

    Él estaba con Dios en el principio.

  • Juan 1:3 (NVI)

    Por medio de él todas las cosas fueron creadas; sin él, nada de lo creado llegó a existir.

  • Juan 1:4 (NVI)

    En él estaba la vida y la vida era la luz de la humanidad.

  • Juan 1:5 (NVI)

    Esta luz resplandece en la oscuridad y la oscuridad no ha podido apagarla.

  • Juan 1:6 (NVI)

    Vino un hombre llamado Juan. Dios lo envió

  • Juan 1:7 (NVI)

    como testigo para dar testimonio de la luz, a fin de que por medio de él todos creyeran.

  • Juan 1:8 (NVI)

    Juan no era la luz, sino que vino para dar testimonio de la luz.

  • Juan 1:9 (NVI)

    Esa luz verdadera, la que alumbra a todo ser humano, venía a este mundo.

  • Juan 1:10 (NVI)

    El que era la luz ya estaba en el mundo y el mundo fue creado por medio de él, pero el mundo no lo reconoció.

  • Juan 1:11 (NVI)

    Vino a lo que era suyo, pero los suyos no lo recibieron.

  • Juan 1:12 (NVI)

    Mas a cuantos lo recibieron, a los que creen en su nombre, les dio el derecho de ser hechos hijos de Dios.

  • Juan 1:13 (NVI)

    Estos no nacen de la sangre, ni por deseos naturales, ni por voluntad humana, sino que nacen de Dios.

  • Juan 1:14 (NVI)

    Y el Verbo se hizo hombre y habitó entre nosotros. Y contemplamos su gloria, la gloria que corresponde al Hijo único del Padre, lleno de gracia y de verdad.

  • Juan 1:15 (NVI)

    Juan dio testimonio de él y a voz en cuello proclamó: «Este es aquel de quien yo decía: “El que viene después de mí es superior a mí, porque existía antes que yo”».