Conversa Séria- Verdadeira Liberdade

Devocional

El dolor es una fuerza increíblemente poderosa. Nos moldea y moldea nuestras vidas, para bien o para mal. Todos tenemos recordatorios del dolor, desencadenantes que nos hacen reaccionar y responder. Sin embargo, la forma en que lidiamos con nuestro dolor determina nuestra capacidad para seguir adelante en la vida.


La restauración y la sanidad son procesos. Seguir adelante puede parecer como identificar el dolor personal que ha sido difícil de identificar o articular debido a la dinámica familiar, vergüenza o culpabilidad, una sensación de soledad o aislamiento debido a la naturaleza de los eventos y la inaccesibilidad a las respuestas.


Independientemente de la magnitud del dolor que usted o alguien cercano a usted pueda estar enfrentando, debemos confiar en Dios. La desesperación allana el camino para que Dios haga un trabajo profundo dentro de todos nosotros.


Preguntas


¿Se ha encontrado reaccionando en lugar de responder de una manera que parece fuera de lo normal?


¿Ha experimentado un momento decisivo con el Señor? ¿Cuándo fue la última vez que clamaste a Dios honestamente, en desesperación?


Señor, ayúdanos a confiar no en nosotros mismos, sino en ti mientras trazamos nuestro camino hacia la sanidad.