Hagamos Iglesia Light

Dia 3 de 3 • Ver la lectura de hoy

Devocionales

Cierta vez un predicador me dijo esto, imagina un momento a tu padre, en sus últimos momentos y en sus últimas palabras te diga: Hijo ve y has discípulos a todas las naciones, gástate la vida ganando almas para Dios. Y me dijo, ahora entiendes lo que Jesús dijo en Mateo 28:19-20. El último deseo de Jesús esta explicito ahí. Cuando lo ves de esta manera, rápidamente te das cuenta de que todo cambia y te nace la urgencia de querer hacer algo por cumplir ese deseo.


No hablemos del mundo, hablemos de nuestros países. En mi caso hablaré de El Salvador, a pesar de que es el más pequeño de Latinoamérica, hay una gran cantidad de personas que no quieren saber nada de Dios y no porque Dios sea malo, sino porque sus seguidores muchas veces son malos. Hay gente que está vacunada contra el evangelio y no quiere saber nada de nosotros. Y sea cual sea tu país tampoco es la excepción.


Parto de ahí para dirigirme aquellas iglesias que quieren ir por este grupo de personas, por los que están afuera, por los que por alguna razón se alejaron de Dios o no lo han conocido. A ellos les digo: Gástense la vida por ganar almas, no lo piensen más, arriésguense por esos amigos que tú ya sabes quienes son y muéstrenles al verdadero Jesús. Ese que sana, liberta, perdona y salva.


Dejemos de ver el pecado y veamos a la persona. Sepamos que detrás de ese pecado hay una persona que sufre.


Amo que el padre del hijo pródigo pudo ver más allá del pecado y me encanta cuando dice: ponedle un anillo y vístanlo. ¿Saben que fue lo que hizo? Cubrir el pecado de su hijo. Jesús hizo lo mismo, él llevo nuestras vergüenzas en la cruz.


Necesitamos iglesias que rescate gente que esté en problemas, necesitamos iglesias que sepan que muchas veces las personas tardaran en sanar y aunque huelan mal, siempre podamos decirles que las acompañaremos y que estaremos con ellos. La iglesia de cristo es la que recibe al que se siente mal y que no lo condena porque sabe que este es un hospital. Y yo no me pondré en el camino de los que quieren llegar a Dios, tú tampoco quieres hacerlo, a menos que quieras hacer enojar a Dios


Muchos dicen que predicar de gracia es llevar a la gente a seguir pecando, pero no, la gracia te lleva a serle más fiel a Dios. El amor de Dios hace que redireccionemos en la vida, al ver la fidelidad de ese amor que es irresistible se nos hace difícil fallarle.


Hay una generación que aún no conoce a Dios, ama a esa gente, has que ellos se encuentren con Jesús


Termino diciendo: No me gusta la etiqueta de predicador light, sé que es despectiva, pero si amar a la gente, vestirla, ponerle anillo, hacer fiesta matando el becerro más gordo. Si inclinarse para estar al nivel de esa gente nos hace ser una iglesia light, no me vuelvo a frustra por eso. Mejor sigo trabajando para la obra de Dios.


Espero que este plan haya llegado a tu corazón. Para más información del ministerio "Conexión Directa" visite: https://www.instagram.com/josemoralessm/