Isaías 21 NVI [abbreviation] brought to you by [publisher] Learn more

Devotional

Versions

Cancel
 
21
Profecía contra Babilonia
1Profecía contra el desierto junto al mar:#21.1 el desierto junto al mar. Probable referencia al golfo Pérsico o a la llanura al sur de Babilonia.
Como torbellinos que pasan por el Néguev,
se acercan invasores de una temible tierra del desierto.
2Una visión terrible
me ha sido revelada:
el traidor traiciona,
el destructor destruye.
¡Al ataque, Elam! ¡Al asedio, Media!
Pondré fin a todo gemido.
3Por eso mi cuerpo se estremece de dolor,
sufro de agudos dolores,
como los de una parturienta;
lo que oigo, me aturde;
lo que veo, me desconcierta.
4Se me turba la mente,
me hace temblar el terror;
el crepúsculo tan anhelado
se me ha vuelto un espanto.
5¡Ellos tienden las mesas,
extienden los tapices,
y comen y beben!
¡Jefes, pónganse de pie!
¡Levántense y engrasen los escudos!
6Porque así me ha dicho el Señor:
«Ve y pon un centinela,
que informe de todo lo que vea.
7Cuando vea carros de combate tirados por caballos,
o gente montada en asnos o en camellos,
que preste atención,
mucha atención.»
8Y el centinela#21.8 el centinela (Qumrán y Siríaca); un león (TM). gritó:
«¡Día tras día, Señor,
estoy de pie en la torre;
cada noche permanezco
en mi puesto de guardia!
9¡Ahí viene un hombre
en un carro de combate tirado por caballos!
Y éste es su mensaje:
“¡Ha caído, ha caído Babilonia!
¡Todas las imágenes de sus dioses
han rodado por el suelo!”»
10Pueblo mío, trillado como el trigo,
yo te he anunciado lo que he oído
de parte del SeñorTodopoderoso,
del Dios de Israel.
Profecía contra Edom
11Profecía contra Dumá:#21.11 En hebreo, Dumásignifica silencio o quietud; juego de palabras conEdom.
Alguien me grita desde Seír:
«Centinela, ¿cuánto queda de la noche?
Centinela, ¿cuánto falta para que amanezca?»
12El centinela responde:
«Ya viene la mañana, pero también la noche.
Si quieren preguntar, pregunten;
si quieren volver, vuelvan.»
Profecía contra Arabia
13Profecía contra Arabia:
Caravanas de Dedán,
acampadas en los matorrales del desierto:
14salgan al encuentro del sediento
y ofrézcanle agua.
Habitantes de la tierra de Temá,
ofrezcan alimento a los fugitivos,
15porque huyen de la espada,
de la espada desnuda,
del arco tenso
y del fragor de la batalla.
16Porque así me dijo el Señor: «Dentro de un año, contado como lo cuenta un jornalero, toda la magnificencia de Cedar llegará a su fin. 17Pocos serán los arqueros, los guerreros de Cedar, que sobrevivan.» Lo ha dicho el Señor, el Dios de Israel.