5
1Ahora bien, amados hermanos, con respecto a cómo y cuándo sucederá todo esto, en realidad no es necesario que les escribamos. 2Pues ustedes saben muy bien que el día del regreso del Señor llegará inesperadamente, como un ladrón en la noche. 3Cuando la gente esté diciendo: «Todo está tranquilo y seguro», entonces le caerá encima la catástrofe tan repentinamente como le vienen los dolores de parto a una mujer embarazada; y no habrá escapatoria posible.
4Pero ustedes, amados hermanos, no están a oscuras acerca de estos temas, y no serán sorprendidos cuando el día del Señor venga como un ladrón.#5:4  Algunos manuscritos dicen les sobrevenga como si ustedes fueran ladrones. 5Pues todos ustedes son hijos de la luz y del día; no pertenecemos a la oscuridad y a la noche. 6Así que manténganse en guardia, no dormidos como los demás. Estén alerta y lúcidos. 7Es en la noche cuando la gente duerme y los bebedores se emborrachan; 8pero los que vivimos en la luz estemos lúcidos, protegidos por la armadura de la fe y el amor, y usemos, por casco, la confianza de nuestra salvación.
9Pues Dios escogió salvarnos por medio de nuestro Señor Jesucristo y no derramar su enojo sobre nosotros. 10Cristo murió por nosotros para que —estemos vivos o muertos cuando regrese— podamos vivir con él para siempre. 11Así que aliéntense y edifíquense unos a otros, tal como ya lo hacen.
Consejos finales de Pablo
12Amados hermanos, honren a sus líderes en la obra del Señor. Ellos trabajan arduamente entre ustedes y les dan orientación espiritual. 13Ténganles mucho respeto y de todo corazón demuéstrenles amor por la obra que realizan. Y vivan en paz unos con otros.
14Hermanos, les rogamos que amonesten a los perezosos. Alienten a los tímidos. Cuiden con ternura a los débiles. Sean pacientes con todos.
15Asegúrense de que ninguno pague mal por mal, más bien siempre traten de hacer el bien entre ustedes y a todos los demás.
16Estén siempre alegres. 17Nunca dejen de orar. 18Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús.
19No apaguen al Espíritu Santo. 20No se burlen de las profecías, 21sino pongan a prueba todo lo que se dice. Retengan lo que es bueno. 22Aléjense de toda clase de mal.
Saludos finales de Pablo
23Ahora, que el Dios de paz los haga santos en todos los aspectos, y que todo su espíritu, alma y cuerpo se mantenga sin culpa hasta que nuestro Señor Jesucristo vuelva. 24Dios hará que esto suceda, porque aquel que los llama es fiel.
25Amados hermanos, oren por nosotros.
26Saluden a todos los hermanos con amor cristiano.#5:26  En griego con un beso santo.
27Les ordeno, en el nombre del Señor, que les lean esta carta a todos los demás hermanos.
28Que la gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con ustedes.
Loading reference in secondary version...
Santa Biblia, Nueva Traducciόn Viviente, © 2008, 2009 Tyndale House Foundation.